Postre exquisito de chocolate y vainilla

Estrella 4 noviembre 2009 2

postre

INGREDIENTES PARA EL BISCUIT DE VAINILLA:

3 huevos
90 gramos de azúcar
1 cucharadita de esencia de vainilla
90 gramos de harina
1 cucharada de manteca

BISCUIT DE CHOCOLATE:

3 huevos
100 gramos de azúcar
80 gramos de harina
20 gramos de cacao amargo en polvo
1 cucharada de manteca

RELLENO:

500 gramos de chocolate semiamargo
350 cm3 de crema de leche
125 cm3 de licor de chocolate
35 gramos de cacao en polvo
Frutillas para decorar

PREPARACIÓN:


Precalentar el horno a 170° C. Disponer una plancha siliconada sobre una placa de 30 x 40 cm. Separar las claras de las yemas. Batir las primeras a punto nieve. Reservar. Batir las yemas con el azúcar hasta que se blanqueen. Perfumar con la esencia. Unir las claras con las yemas con movimientos envolventes. Añadir la harina usando un cernidor. Retirar 1 cucharada de la mezcla e integrar con la manteca fundida previamente, incorporándola a la mezcla anterior. Volcar la preparación sobre la placa. Hornear durante 12 minutos aproximadamente. Biscuit de chocolate. Precalentar el horno a 170° C. Forrar con papel manteca una placa de 30 x 40 cm. Colocar los huevos en un bol junto con el azúcar y llevar a baño de María para entibiar la preparación. Ubicar en la batidora y batir a punto letra o cinta. Cernir la harina con el cacao. Retirar el bol de la batidora y añadir de a poco la mezcla de harina usando un tamiz. Integrar con movimientos suaves envolventes. Retirar 1 cucharada de la mezcla y unir con la manteca fundida. Agregar a la preparación anterior. Volcar sobre la placa y hornear durante 12 minutos aproximadamente. Relleno. Picar el chocolate y ubicarlo en un bol. Mezclar en una cacerola la crema y el licor y llevar al fuego hasta que comience a hervir. Retirar y volcar sobre el chocolate picado. Dejar reposar unos minutos y luego unir con espátula. Llevar a la heladera hasta enfriar. Retirar y batir con batidora eléctrica hasta que tome cuerpo. Dividir los biscuits en cuatro tiras en total (dos de vainilla y dos de chocolate). Disponer una tira de biscuit de vainilla sobre una tabla y untar con parte de la crema. Superponer una tira de biscuit de cacao, volver a untar y repetir la operación anterior. Ir intercalando los biscuits hasta finalizar con todas las tiras. Reservar parte de la crema para decorar. Llevar a la heladera hasta que la torta quede firme.  Realizar un corte en forma diagonal, comenzando sobre uno de los costados de la torta hasta llegar al costado opuesto. Paso previo al armado. Separar y presentar los dos triángulos obtenidos del corte anterior, de manera que las bases queden apoyadas sobre la tabla. Apoyar cada pieza sobre una tira de cartón, previamente forrada en papel de aluminio. Luego, untar con parte de la crema de chocolate reservada las dos caras de cada triángulo. Con la ayuda de las tiras, presionar suavemente para unir las dos mitades. Por último, cubrir y decorar las caras externas del triángulo con el resto de la crema de chocolate. Terminar con frutillas y hojas de menta fresca.